Mejorar la memoria en pacientes de Parkinson

La demencia es uno de los síntomas del Párkinson que más problemas pueden causar a los pacientes, suele presentar olvidos fáciles por la pérdida de memoria, apatía, trastornos del ánimo y dificultad para manejar información previamente adquirida.
El Parkinson aún no tiene cura, por eso los científicos intentan buscar cada día mecanismos que mejoren la vida de estos pacientes y frenar el deterioro que conlleva

Un estudio pionero de Universitat Oberta de Catalunya (UOC) usa la estimulación magnética transcraneal para enfermedades neurodegenerativas, como el Parkinson o el Alzheimer, para mejorar aspectos cognitivos.

Para saber un poco más… ESTIMULACIÓN MAGNÉTICA TRANSCRANELA:

La Estimulación Mágnética Transcraneal (EMT) es una forma no invasiva de estimular la corteza cerebral (es el tejido nervioso que cubre la superficie de los hemisferios cerebrales) a través de ondas magnéticas. Permite estimular el sistema nervioso sin dolor y estimular directamente ciertas zonas del cerebro, activándolas.

 

087-estimulacio-magnetica-transcranial
Fuente: UOC

 

Esta técnica se usa principalemente para enfermos con depresión. Sim embargo invetigadores de UOC han deicidido aprovechar las características de la EMT para mejorar la cognición en enfermedades neurodegenerativas, con el fin de intentar que las personas que las sufren mejoren su calidad de vida y puedan vivir más años en mejores condiciones.

“Trabajamos con la estimulación magnética transcraneal porque es una técnica novedosa y con un gran potencial en la recuperación cognitiva de los enfermos con estas patologías. Además, es una de las técnicas con menos efectos secundarios para el enfermo”, señala la Dra. Elena Muñoz-Marrón, directora del Cognitive NeuroLab y del grupo de investigación de Neurociencia Cognitiva y Tecnologías de la Información de la UOC

Las pruebas se han realizado en colaboración con diferentes hospitales, entre ellos el Hospital de Sant Pau de Barcelona, y se espera tener los primeros resultados después del verano.

7 Consejos para el día a día con Parkinson

Los síntomas motores del Párkinson pueden hacer que tareas cotidianas, como lavarse los dientes o cocinar se vuelvan muy tediosas.

Hoy recogemos algunos trucos para facilitar el día a día.

  1. Con la higiene bucal: Cepillarse los dientes mientras se escucha música: Para algunos pacientes la música puede mejorar la movilidad y reducir el temblor. Cepillarte los dientes con música puede ayudar a marcar un ritmo y hacer que el movimiento sea más sencillo.
    Además usar un cepillo electrónico o estar sentado mientras te cepillas, pueden facilitar mucho la tarea.
    cepillo dientes
  2. Con la comida los problemas no se reducen. Cocinar y comer se vuelven tareas mucho más complicadas que antes. Es importante no complicarse la vida. Para los utensilios con mangos usar con goma ergonómica facilita el trabajo. Poner tapetes antideslizantes debajo de los platos, vasos y otros utensilios. A la hora de la comida, existen varios utensilios que acomodan el trabajo, por ejemplo, una “cuchara inteligente” que detecta los temblores de la mano y hace ajustes instantáneos para compensarlos y reducir el temblor hasta un 76%https://www.youtube.com/watch?v=7kbriexmULc
  3. Hacer ejercicio de manera regular Las investigaciones han demostrado que hacer ejercicio de manera regular ayuda a mejorar varios síntomas del Parkinson, incluyendo el equilibrio y la marcha. Planificarse ejercicios para hacer en casa es sencillo, pero aún es más sencillo subir por las escaleras en lugar del ascensor o caminar en lugar de coger un transporte.
    ejercicio
  4. En el baño: Usar alfombrillas antideslizantes para reducir riesgos de caída. Una taza del WC elevada también facilita el proceso de ir al baño. Y en lugar de levantarse apoyándote en el soporte del rollo de papel, es más práctico y seguro instalar unas barandillas de seguridad.
    taza wc ortosanitas
    Fuente: ortosanitas

     

  5. Empezar a deshacerte de las barreras arquitectónicas que pued haber en casa: A medida que la enfermedad avance es posible la movilidad normalmente se ve afectada. Empezar a preparar el terreno y poner las cosas fáciles es fundamental, las barreras arquitectónicas pueden afectar a la vida social, laboral, a la libertad de movimiento…  Alfombras mal puestas, pasillos estrechos, suelos deslizantes, baños con difícil acceso, transportes públicos alejados, piso sin ascensor, etc. son cosas que pueden afectar a la autonomía del paciente y tienen que intentar reducirse.
  6.  Dejarse querer y dejarse mimar: es fundamental apoyarse en aquellas personas que nos quieren. No se debe pasar solo por el proceso, el autocuidado es una parte imprescindible del proceso de la enfermedad, pero permitir que otras personas te cuiden también es fundamental.
    family-515530_960_720
  7. No renuncies a tu vida: no permitir que el Párkinson cambie tu vida completamente. Salir a la calle sin miedo y mantener las relaciones con tus amigos está demostrado que ayuda al estado psicológico y ayuda mejorar tu bienestar.

 

La necesidad de nuevos tratamientos para el Párkinson

El Párkinson es la segunda enfermedad neurodegenerativa más frecuente del mundo. Sólo en España hay más de 180.000 afectados.

Es una enfermedad crónica para la que no existe cura, pero si existen tratamientos para reducir sus síntomas. El problema es que el mejor tratamiento actual sigue siendo el mismo que en los años 60.

Esto puede no parecer muy alarmante, ya que es común pensar que “el Parkinson solo son temblores”, mucha gente desconoce que la rigidez, la congelación, la depresión, las alucinaciones, la demencia, o la disminución del olfato son algunas de sus otras características, a veces más problemáticas que los temblores. Aún y siendo una enfermedad tan conocida, es a la vez muy desconocida y está rodeada de muchas mentiras.

abuelete
Síntomas motores (está implicado el movimiento) y no motors (no está implicado el movimiento) de la enfermedad de Párkinson

 

 

¿Qué falla en el Párkinson?

En las enfermedades neurodegenerativas  se produce una muerte neuronal, en concreto en el Párkinson mueren las neuronas productoras de dopamina (dopaminérgicas).

La dopamina es un mensajero químico que transmite señales de movimiento de una neurona a otra. Si falta el mensajero, el mensaje no llega a su destino, y se producen los defectos en el movimiento.

imagen parkinson
La muerte neuronal conlleva a una dismnución de los niveles de dopamina produciendo patrones anormales de activación nerviosa en el cerebro causando deterioro en el movimiento

¿Cómo se trata?

Si lo que falta es  dopamina, la solución sería administrarla externamente. PROBLEMA: la dopamina no puede cruzar la barrera hematoencefálica (BHE) que protege el cerebro.

Los fármacos más habituales son los precursores de la dopamina, que se transforman en dopamina cuando llegan al cerebro, o los productos que imitan la función de la dopamina (agonistas de la dopamina). El “tratamiento estrella” es la levodopa, un precursor de la dopamina que salió al mercado en 1960. Y después de 50 años sigue siendo el mejor tratamiento que se conoce.

La función de estos fármacos es reducir los síntomas y mejorar la calidad de vida de los pacientes. El problema es que con el paso de los años su efecto se reduce y le acompañan varias complicaciones. Cuando la enfermedad está muy avanzada los problemas de los tratamientos pueden superar los beneficios.

Por supuesto, existen otros fármacos o intervenciones quirúrgicas para mejorar estos efectos, pero la verdad es que no son muy efectivos.

Varios investigadores intentan buscar un remedio a este problema, sin ir más lejos, un artículo publicado recientemente demuestra la posibilidad de “enseñar” a las neuronas a responder al placebo (sustancia farmacológicamente inerte -agua con sal o azúcar, por ejemplo-). Primero administran diversas dosis del medicamento (apomorfina) y luego el placebo. Administrado el placebo después de cuatro dosis de apomorfina lograban  una respuesta igual a la del medicamento durante 24 horas. De este modo, se podría alternar la administración de placebo y fármaco para reducir las tomas de medicamento.

Aunque es un enfoque prometedor, y si llegara a la clínica podría retardar la llegada de los efectos secundarios, solo retrasaríamos lo inevitable. Los efectos secundarios del medicamento seguirán ahí, y los problemas a largo plazo seguirán apareciendo. Aunque es un paso, ¿es suficiente? En mi opinión, después de 50 años de “más de lo mismo”, con muchos avances indiscutibles, pero sin ninguna solución real, se necesita algo un poco más definitivo.

Esto es lo que intentan algunos estudios de terapia génica en Párkinson. La terapia génica consiste en introducir genes en nuestras células a través de vehículos para curar o prevenir enfermedades.

Una de las aproximaciones más prometedoras es el ProSavin, que devuelve la producción de dopamina al cerebro, reduciendo mucho la necesidad de administración externa.

En un ensayo clínico con 15 pacientes de Párkinson avanzado, introducían tres genes distintos en las neuronas del cuerpo estriado (región del cerebro que controla los movimientos corporales) con el objetivo de convertir las neuronas no productoras de dopamina en fábricas de dopamina para reemplazar su pérdida constante. Los resultados, aunque preliminares, sugieren que el reemplazo de dopamina estable podría ser un tratamiento eficaz a largo plazo.

En la misma línea hay proyectos que trabajan con la neuroprotección, para evitar la muerte neuronal, la administración de factores de crecimiento en las neuronas o, incluso, la regeneración de las neuronas dopaminérgicas.

Estas líneas de investigación, aunque más recientes y, tal vez, más arriesgadas, proporcionarían un beneficio mayor y más duradero que los tratamientos actuales. Se debería invertir más esfuerzos en obtener resultados cuanto antes, pues la necesidad de nuevos y mejores tratamientos para esta dolencia es necesaria: No solo los seis millones y medio de afectados en todo el mundo se verían beneficiados, si no todos sus familiares, que sufren la enfermedad con ellos.

 

También podéis encontrar esta notícia en : http://comunicarciencia.bsm.upf.edu/?p=4066

 

 

 

Telerehabilitación: Videojuegos y Párkinson

Un proyecto de rehabilitación basado en videojuegos entra en fase clínica en un hospital de Mallorca

El hospital Son LLàtzer, de Mallorca, presentaba ayer su estudio clínico con el proyecto Play for Health(P4H), es decir Juega para la salud. Este proyecto se aplica a personas en las primeras fases de la enfermedad de Párkinson. Se trata de un proyecto de rehabiliticación a distancia basado en los videojuegos y métodos de interacción para mejorar déficits físicos y cognitivos. En fases previas del estudio ya se ha demostrado que mejora la eficacia del tratamiento y la calidad de vida de los pacientes.

Como los propios autores del proyecto describían:

 Incorporar el aspecto lúdico a la terapia, a través de los videojuegos, facilita la aceptación, la adherencia y la implicación de los pacientes.

¿En qué consiste el proyecto P4H?

La telerehabilitación consiste en la aplicación de las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) a la prestación de servicios de rehabilitación a distancia.

Ha sido desarrollado en el Health Innovation Laboratory (HiLab) combinado con la experiencia adquirida por el equipo de trabajo del Servicio de Rehabilitación del Hospital Son Llàtzer, junto con la Fundación iBit (Illes Balears innovació tecnològica) en este y otros proyectos.

Es una plataforma diseñada en abierto, es decir es fácilemente ampliable. Permite la  realización de programas individualizados de rehabilitación y adaptarlos según la evolución del paciente y la supervisión por parte del equipo terapéutico.

Se estrucutra en 4 Módulos o Componentes

  • Módulo 1. Videojuegos multimedia desarrollados conjuntamente por personal técnico y sanitario. Permiten trabajar el componente cognitivo del proceso rehabilitador. Se han desarrollado 3 videojuegos:
    • Puzzle Training: realizar diferentes rompecabezas.

      Modulo 1
      Captura de pantalla del juego Puzzle Training

       

    • Rhythm Training: recordar y repetir secuencias de colores y sonidos.

      Modulo 2
      Captura de pantalla del juego Rhythm Training

    • Molobolos: desplazar una bola a través de laberintos virtuales.

      Modulo 1_3
      Captura de pantalla del juego Molobos

  •  Módulo 2. Dispositivos que permiten interactuar con el videojuego y trabajar el componente físico del proceso rehabilitador. Varían según el objetivo establecido por el equipo médico. Algunos de estos dispositivos serían:
    • Webcam: detección de movimientos de las manos.
    • Tableta digitalizadora: detección de gestos finos.
    • Pista de baile: detección del movimiento de las extremidades inferiores mediante presión.
    • Kinect: detección de movimientos del cuerpo y reconocimiento de postura mediante la cámara tridimensional de la consola Xbox de Microsoft.
    • Wiimote: detección de aceleración y posición relativa de la extremidad superior mediante el control remoto de la consola Wii de Nintendo.
    • Wiibalance: detección de presión y equilibrio sobre la tabla de equilibrio de la consola Wii de Nintendo.
  •  Módulo 3. Gestión clínica. Aplicación que permite al personal sanitario diseñar, programar y ajustar los programas de rehabilitación. Además monitoriza la evolución de los pacientes, elabora informes y realiza la explotación estadística de los datos.
  •  Módulo 4. Aplicación que utilizan los pacientes para realizar su programa de rehabilitación. Captura diferentes datos (tiempo de respuesta y ejecución, precisión con que se ejecutan los movimientos o número de errores, entre otros) y los envía automáticamente al sistema de gestión clínica

El médico realiza la exploración general y funcional del paciente y pauta un tratamiento con objetivos terapéuticos en base a las características clínicas y a las posibilidades que ofrece P4H.

Medico rehabilitador

¿Cómo se lleva a cabo este ensayo clínico?

En primer lugar se prepara a los pacientes en el propio centro hospitalario para que se familiaricen con el funcionamiento de la plataforma. Todos los pacientes tienen un código para que queden registradas sus actividades y se pueda hacer un seguimiento adecuado, con lo que mejora la eficacia del tratamiento. Los especialistas preparan ejercicios individualizados —vinculados a los videojuegos— que se irán modificando y adaptando dependiendo de la evolución del paciente.

Los videojuegos permiten trabajar la capacidad de reacción, la memoria a corto y a medio plazo, la atención, analizar y manipular un objeto mentalmente, el equilibrio o la movilidad general, entre otros.

Ventajas de P4H

Como ya hemos comentado este proyecto cuenta com muchas ventajas:

  • Ahorro de desplazamientos innecesarios a los pacientes
  • Adaptación y la evolución de los tratamientos a sus características
  • Mejora de la adhesión y de la aceptación al tratamiento
  • Mejora de su calidad de vida
  • Se incrementa el protagonismo de los pacientes en sus procesos de rehabilitación y el aprovechamiento de los recursos sanitarios

 

 

Fuentes: Artículo Play for health (P4H), una nueva herramienta en telerehabilitación
Consejería de Salud del Gobierno de las Islas Baleares

 

 

 

 

 

 

Usar el PLACEBO como parte del tratamiento del Párkinson

Investigadores de la universidad de Turín (Italia) revelan que se puede “enseñar” a una neurona a responder al placebo cómo si fuera un medicamento.

Antes de empezar, pongámonos en situación:

El placebo recibe su nombre del latín, placere (complacer). Se trata de una sustancia farmacológicamente inerte (agua con sal o azúcar, por ejemplo) que se usa en algunos casos en medicina.

El efecto placebo, demostrado en varios estudios, es el efecto positivo sobre la salud que produce tomar una sustancia inerte sin saberlo, debido a causas psicológicas.

Un equipo de investigadores demuestra que una neurona que no respondía al placebo puede ser “engañada” para que responda. Primero se le administra al paciente apomorfina durante dos, tres o cuatro días, y luego se da una dosis de placebo. El placebo entonces consigue aumentar la actividad del tálamo (parte del cerebro afectada en el Párkinson y  mejora la clínica reduciendo la rigidez muscular.

la apomorfina es un fármaco derivado de la morfina (aunque sin sus efectos analgésicos). Se usa en tratamientos de Párkinson ya que actúa sobre los receptores dopaminérgicos, o receptores de dopamina, y  en el Párkinson hay una falta de dopamina, este fármaco diríamos que hace las veces de dopamina para suplentar sus funciones en el cerebro.

A mayores administraciones previas de apomorfina más pronunciados son los efectos del placebo, igualando la del fármaco. Cuando se administra 4 días de apomorfina y luego el placebo los efectos pueden durar 24 horas.

El principal autor del estudio, el doctor Fabrizio Benedetti subraya:

Dado que este estudio muestra que hay un recuerdo de la acción de los medicamentos, la administración alternativa de fármaco-placebo-fármaco-placebo, etcétera, significa que la gente tendrá que tomar menos medicamentos, pero obtener todavía el mismo beneficio clínico

Ahora que han conseguido que el efecto placebo dure durante 24horas y con los mismos efectos que el fármaco, el reto intentar expandir este efecto durante el máximo tiempo posible.

Lee esta noticia en lainformación.com

¿Es el Párkinson hereditario? parte 2

Parte 2: ¿Qué genes estan relacionados con el Párkinson?

Aun que  la gran mayoría de  casos de Párkinson son esporádicos (le pasa a esa persona en concreto sin que aumente el riesgo para el resto de familiares) hay un pequeño porcentaje, entre un 5-10%, que tienen herencia familiar y si una persona lo tiene algunos de sus familiares sus familiares pueden tener más riesgo de desarrollar la enfermedad. 

Es decir, si conocemos la causa genética que causa la enfermedad(5-10% de los casos de Párkinson) aquellas personas que hayan heredado la misma condición genética tienen más riesgo de padecerla (aumenta el riesgo, no se ha demostrado que se produzca la enfermedad en un 100% de los casos)

En la entrada ¿Es el Párkinson hereditario? parte 1 explicamos qué son los genes y cómo se heredan. Tenemos miles de genes dentro de nuestras células, y de cada gen tenemos dos cópias. Cuando tenemos enfermedades con herencia recesiva quiere decir que las dos copias del gen tienen que estar alteradas para que se produzca la enferdad; en canvio las enfermedades con herencia dominante con solo una copia del gen estropeada ya se expresa la enfermedad.

En el Párkinson tenemos genes que se heredan de manera recesiva y otros de manera dominante:

Genes con herencia dominante

Alfa-Sinucleína: este gen actúa en las neuronas. El gen alfa-sinucleína contiene la información para crear una proteína con su mismo nombre, alfa-sinucleína, que trabaja en la conexión entre neuronas (sinapsis).

Este gen  puede sufrir dos tipos de mutaciones principalmente:

  • Alteraciones pequeñas que hacen que una de las dos copias del gen no funcione correctamente.
  • Alteraciones un poco diferentes a las descritas arriba, el gen se copia a sí mismo de modo que tenemos más de dos copias las que necesitamos. Este exceso de función hace que produzca más proteínas alfa-sinucleína de lo normal formen unas acumulaciones de proteínas (llamadas cuerpos de Lewi) que no dejan trabajar bien a las neuronas. Como más copias de este gen tengamos más temprano se desarrollará la enfermedad y más graves serán sus efectos.
amplificacio_Final
El gen alfa-sinucleína se encuentra en el cromosoma 4. En cada cromosoma 4 (tenemos dos, el heredado del padre y el heredado de la madre) deberíamos tener una copia del gen alfa-sinucleína. Cuando este gen está amplificado (tenemos más de una copia) produce más proteína de la necesaria y ésta se amontona formando estructuras llamadas cuerpos de Lewi, que impiden que las neuronas funcionene correctamente

Cuando este gen es el responsable de la enfermedad de Parkinson suele provocar que la enfermedad aparezca a edades muy tempranas

LRRK2 este gen también se le conoce como dardarin,  que proviene del vasco “dardara” (temblor).

Actualmente se cree que es la causa más común del Párkinson familiar (es decir que la mayoría de casos de Párkinson con herencia familiar serían causados por alteraciones en este gen)

No se conoce muy bien cuál es su función, pero se ha visto relacionado con un proceso de limpieza o reciclaje dentro de la célula. También estaria implicado en la formación de las acumulaciones de proteínas llamas cuerpos de Lewy.

Cuando este gen es el responsable de la enfermedad del Párkinson suele provocar que ésta aparezca a edades más avanzadas y con buena respuesta al tratamiento.

Genes con herencia recesiva

Se conocen algunos genes con herencia recesiva aun que son menos conocidos que los genes con herencia dominante y menos comunes.

Cuando una condición está causada por un gen con herencia recesiva es más dificil encontrar personas afectadas ya que la persona afectada debe tener las dos copias del gen alteradas y, por lo tanto, los dos progenitores tienen que ser portadores de una copia alteradada y transmitirle esta copia altearda a la descendencia

 

Autorecesiva.png
Los dos padres deben ser portadoes (pero no expresan la enfermedad porque tienen un copia que funciona) de la mutación en el mismo gen y, a su vez, darle los dos la copia alterada a su descendencia, para que éste tenga las dos copias alteradas y se produzca la enfermedad. La probabilidad de que dos personas protadoras se juntes es baja. Y cuando los dos padres son portadores la posibilidad de tener un hijo afectado es del 25%. 

Pero conocemos algunos de estos genes con herencia recesiva, como por ejemplo:

Parkin  gen con herencia recesiva que ayuda a destruir y reciclar las proteínas viejas de la célula. Interacciona con LRRK2.

Parkin  gen con herencia recesiva que ayuda a eliminar el extrés oxidativo de la mitocondria (organulo de la célula). También interacciona con Parkin para ayudar a mantener limpia la célula

DJ-1  gen con herencia recesiva, aun que su función no es del todo conocida se sabe que ayuda a proteger a la célula del estrés oxidativo y podría estar implicado en la misma vía que los otros dos.

Mutaciones en estos 3 genes conllevan a un tipo de Párkinson parecido, con un inicio muy temprano de la enfermedad.

 

Parece que todos los genes implicados en el desarrollo de la enfermedad del Párkinson familiar están bastante relacionados entre sí. Y aunque estos genes solo explicarían un 5-10% de todos los casos, se está viendo que en los casos esporádicos de Párkinson, que representan un 90% del total, estos genes también se ven afectados en las células nerviosas del cerebro. Por lo tanto, el estudio de estos genes podría llevar a futuros tratamientos dirigidos para detener y prevenir la enfermedad.

 

¿Es el Párkinson hereditario? parte 1

Cuando un miembro de tu familia sufre una enfermedad es lógico preguntarse ¿es hereditaria? ¿Qué lo tenga mi familiar quiere decir que yo tengo más probabilidades de tenerlo?

En el Párkinson la mayoría de casos son esporádicos, esto quiere decir que le ocurre de manera individual a esa persona, sin un componente hereditario. Pero sí que hay un 5-10% casos que presentan una herencia familiar.

Por desgracia los genes causantes de esta enfermedad aún no se conocen al 100%, pero vamos a hablar de qué es la herencia y de los genes del Párkinson que sí conocemos.


 

Parte 1: ¿Qué debemos saber si vamos a hablar de genes y herencia?

La primera pregunta es: ¿qué es un gen?  Todos nosotros estamos formados por millones células eucariotas que se organizan formando nuestros tejidos y órganos. En el interior de estas células, rodeado por una membrana protectora, tenemos el núcleo celular. Dentro del núcleo se encuentra el ADN. El ADN seria como el manual de instrucciones de la célula, le dice cómo debe comportarse, cuándo debe dividirse y cuándo debe morir.

Adn=Manual_Final
el ADN contiene las instrucciones genéticas necesaria para el desarrollo y funcionamiento de la célula

Este material de instrucciones genético (ADN) es muy extenso y está formado por 46 volúmenes. Aunque en realiadad son 23 volúmenes por duplicado, 23 que heredamos de la madre y 23 del padre (iguales del 1 al 22 y diferentes para los cromosomas sexuales X e Y).

libros_Cromosoma_Final
Dentro de la célula el material genético está organizado en estructuras llamadas cromosomas. Serían como los volúmenes de una gran enciclopedia

Estos libros de instrucciones estan formados por diferentes capítulos, que serían los genes. La unidad más pequeña de información de la célula. Cada gen ocupa una posición concreta en el cromosoma.

 

gene
los genes son las unidades de información. Se encuentran dentro de los cromosomas y contienen toda la información para el funcionamiento celular

 

Una vez sabemos lo que es un gen, la siguiente pregunta es: ¿Cómo se transmiten?

Un nuevo individuo se forma a partir de la unión de dos células sexuales del padre y de la madre (óvulo y espermatozoide). Cada una de estas células solo tiene la mitad del material de instrucciones (23 cromosomas o libros) para que se junte con la otra mitad y el nuevo individuo vuelva a tener el “pack completo”.

 

cromosoma-transfer
La unión de la célula sexual masculina con la célula sexual feminina formará la primera célula que acabará desarrollando un nuevo individuo

 

 

Y lo último que necesitamos saber son los tipos de herencia.

Como hemos dicho tenemos dos copias de cada gen (el recibido del padre y el recibido de la madre). Hay veces que solamente con una de las copias alterada (tiene una mutación y ya no funciona bien) ya se manifiesta la enfermedad y hay veces que se necesitan las dos copias fallen para que se manifieste.

  •   HERENCIA DOMINANTE: Solo con una copia del gen mutada (no funciona bien) la enfermedad ya se expresa. Por eso se llama dominante, la copia errónea domina sobre la copia correcta
  •   HERENCIA RECESIVA: Las dos copias del gen deben estar mutadas para que se exprese la enfermedad. Pode eso se llama recesiva, si hay alguna copia que funcione correctamente la enfermedad no se expresa.

En el caso del Parkinson tenemos genes que funcionan de manera dominante y otros que funcionan de manera recesiva, conoce más sobre ellos en: ¿Es el Párkinson hereditario? parte 2